Alguna vez os ha ocurrido que perseguis el horizonte incesantemente... y nunca lo atrapáis, verdad?? pero no entendeis por que lo intentais una y otra vez sin parar. Pues creo que yo tengo la respuesta, porque lo hacéis sobre vuestra máquina de la felicidad y eso os proporciona un placer infinito ;) V'ssssss!!!